CUMPLIMOS

480,930 nuevos empleos, superamos la meta un 20.2%.

El 87.8% de los nuevos empleos creados pertenece al sector formal.

La construcción de infraestructuras, los sorteos de obras públicas y la democratización de las compras y contrataciones fueron factores básicos para la generación de empleos a partir de la inversión pública.

Se ha ampliado la formación técnico profesional para fomentar el desarrollo económico, la generación de empleo para que la juventud dominicana tengan más y mejores oportunidades.

Implementamos, en todo el territorio nacional, políticas de desarrollo local focalizadas en la creación de empleos, para consolidar los distintos mercados regionales de trabajo. Dentro de las mismas, se destacan la desconcentración geográfica de la inversión pública según la cual en 2011 el 77% de la inversión se concentraba en el Distrito Nacional, pasando a representar alrededor de 7% en el periodo 2013-2015.

Promovimos el emprendimiento y el autoempleo vía la democratización del crédito.

Aumentamos el empleo formal y comenzamos a mejorar los salarios.

El salario real promedio del sector formal se incrementó en 5.8%, debido a las mejoras en la productividad y el clima de negocios en el país, lo que ha permitido reajustes salariales tanto en el sector privado como en importantes segmentos del sector público, como los maestros, policías y trabajadores del sector salud.

VAMOS POR MÁS Y MEJOR

400 mil empleos más

Capacitación técnico-profesional para 40 mil jóvenes en extrema pobreza

Lanzaremos un programa de creación de empleo y mejora de empleabilidad e ingresos familiares para población en condición de pobreza.

Implementaremos un nuevo modelo de alianzas público-privadas, tanto para formar a los jóvenes, como para apoyar que logren su primer empleo. Como parte del proyecto Progresando Unidos se proveerá la capacitación técnico-profesional de 40 mil jóvenes en extrema pobreza, favoreciendo su inserción laboral mediante pasantías y apoyo al emprendimiento.

Promoveremos la inserción de los jóvenes en el mercado laboral, implementando un programa de pasantías en empresas, focalizado en jóvenes que hayan finalizado el bachillerato para apoyar su inserción laboral; y un programa de empleo preferente a jóvenes profesionales para proveer servicios en las instituciones públicas. Asimismo, se desarrollarán acciones de intermediación laboral para jóvenes, acompañadas de mentorías y programas de formación.

Para los jóvenes ninis, que actualmente no estudian ni tienen un empleo, desarrollaremos un programa especial transversal, de alta prioridad, con la participación de todas las instancias gubernamentales del sistema educativo preuniversitario y de educación superior.

Ofreceremos más formación y empleo para personas con discapacidad.

Modificaremos la Bolsa de Empleo para asegurarnos que ésta sea una herramienta que ayude a los trabajadores a conseguir empleos más fácilmente.

Estableceremos oficinas de información y colocación laboral en las principales áreas urbanas que permitan la accesibilidad de los sectores vulnerables a las ofertas de trabajo.

Pondremos en marcha el Servicio Público de Empleo, en cumplimiento de los acuerdos asumidos en el marco de la Organización Internacional del Trabajo (OIT).

Fortaleceremos el sistema nacional de empleo, con políticas activas orientadas a la creación de empleo con énfasis en jóvenes, mujeres, madres solteras y personas con discapacidad.

Impulsaremos la capacitación, recalificación y orientación laboral a los desempleados. Facilitaremos, igualmente, la práctica ocupacional en empresas.

METAS

2016-2020

MODIFICACIÓN DE

LA BOLSA
DE EMPLEOS

CAPACITACIÓN Y
ORIENTACIÓN LABORAL

A DESEMPLEADOS

IMPLEMENTACIÓN
PROGRAMAS DE
PASANTÍAS

MÁS FORMACIÓN
Y EMPLEO

PARA PERSONAS
CON DISCAPACIDAD

NUEVO MODELO
DE ALIANZA

PÚBLICO-PRIVADA

LANZAMIENTO

PROGRAMA DE
CREACIÓN DE
EMPLEOS

HISTORIAS