Adolescentes embarazadas reciben formación técnica y apoyo emocional

BANÍ, Peravia.- El Centro de Apoyo Emocional Integral para la Adolescente Embarazada puso en marcha el primer “Curso Técnico de Manicure y Pedicure”, dirigido a jóvenes y adolescentes.

Este programa es un componente de Conciencia Juvenil, del Programa Comunidades Inteligentes del Despacho de la Primera Dama.

Con la iniciativa las jóvenes adquirirán habilidades para desempeñarse laboralmente.

Mayra Castillo, encargada del centro, situado en el municipio de Baní, provincia Peravia, expuso el propósito de la Primera Dama, Cándida Montilla de Medina, al crear el programa.

“El papel fundamental de este centro es la recuperación emocional de las jóvenes adolescentes embarazadas, mediante terapias psicológicas, psico-educación y orientación, que les permita lograr su reinserción escolar, que les garantice un desarrollo psicosocial saludable”, manifestó.

En el inicio del curso, que tuvo lugar en la sede del Instituto Técnico Vocacional de las Fuerzas Armadas, Castillo dijo que el centro brinda asistencia a más de 150 jóvenes, que han encontrado en el Despacho de la Primera Dama un abanico de posibilidades para su beneficio personal y el de sus familias.

El Centro de Apoyo Emocional Integral para la Adolescente Embarazada, inaugurado el 20 de agosto del pasado año por la Primera Dama Cándida Montilla de Medina, es una respuesta urgente de su Despacho a la elevada tasa de embarazos en adolescentes, que constituye un motivo de preocupación de distintos sectores.

Las adolescentes recuperarán su salud emocional mediante terapias y talleres.

El apoyo a las adolescentes comprende terapia individual, familiar y de pareja, si es que la tienen, para enfrentar los problemas psicosociales del embarazo, así como el desarrollo de las competencias que les permitan mantenerse o insertarse en la escuela y en la vida laboral.

 En ese sentido, el Despacho de la Primera Dama proporciona a las jóvenes las herramientas para adquirir habilidades que les impida reincidir en el establecimiento de relaciones de riesgo, y acceder a nuevos espacios, mediante la formación técnico- profesional y la asistencia social.

“Nos convertimos en multiplicadoras para evitar el embarazo en adolescentes”

Una de las adolescentes embarazadas, usuaria del centro, agradeció en nombre de ella y de sus compañeras la preocupación de la Primera Dama Montilla de Medina, por el bienestar de ese sector de la población.

Dijo que el centro les ha dado la oportunidad a las adolescentes banilejas embarazadas de contar con un espacio, “en el cual sentirnos valoradas, respetadas y en donde son escuchadas todas nuestras inquietudes, temores y necesidades, tanto las que están embarazadas, como las que ya, aun siendo adolescentes, somos madres”.

Reiteró las gracias porque también “en esta casa encontramos orientación para la formación que nos capacita para evitar el embarazo a destiempo y ya podremos servir como Multiplicadoras para llevar el mensaje a otras jóvenes, de procurar un proyecto de vida antes de ser madres e integrarnos con los conocimientos adquiridos al mercado laboral”.

El centro brinda asistencia a más de 150 jóvenes adolescentes. 

Con el curso-taller de manicure y Pedicure las jóvenes podrán obtener los ingresos para ayudarse a resolver el día a día de sus bebés, la adquisición de la leche y los pañales, sin dejar de estudiar, ya que la continuidad educativa es parte del compromiso que asumen al recibir el apoyo del Despacho de la Primera Dama.

Asistieron al acto, además de Mayra Castillo y Aurys Mateo, del Centro, por el Despacho de la Primera Dama, los señores Tirso Concepción Yapur y la coordinadora de logística, Tammy Mercedes.

Como representantes de instituciones amigas, estuvieron presentes el Capitán de Navío, Julio Ángel Morales, inspector militar de la Escuela Vocacional de las Fuerzas Armadas y de la Policía Nacional, en Baní; el profesor José Antonio Andújar Báez, del Ministerio de Educación; Altagracia Veras, encargada docente del módulo de manicure de la Escuela Vocacional.

Tras la apertura de este ciclo de formación para las jóvenes, el Centro de Apoyo Emocional Integral a Jóvenes Embarazadas realizó un encuentro en su sede con autoridades y otras personalidades de Baní, para la creación de un club de ‘madrinas y padrinos de acompañamiento y/o económicas’ para las usuarias.

Con este club, “las jóvenes podrán recibir apoyo en el día a día de su embarazo de parte de personas dispuestas a escucharlas a acompañarlas en sus exámenes médicos y a calmar sus miedos y dudas sobre la gestación, parto y cuidado del bebe”. 

Si quieres conocer más:Adolescentes embarazadas reciben formación técnica y apoyo emocional. Fotos